Cisco ha anunciado una nueva generación de servidores y de software que amplía su innovadora plataforma de computación unificada Cisco Unified Computing System (UCS), convertida ya en pilar básico de los centros de datos más avanzados con más de 60.000 clientes activos a escala global.
La nueva generación Cisco UCS M5 -la quinta en la historia de UCS- incrementa el rendimiento y la simplicidad de la computación unificada en beneficio de las cargas de trabajo intensivas en datos, aplicaciones en el extremo de la red y arquitecturas de aplicaciones distribuidas para facilitar la transformación digital de las organizaciones.
 
Eficiencia y versatilidad
Mediante esta innovadora arquitectura unificada y en colaboración con destacados partners tecnológicos, Cisco ofrece un completo sistema para el Data Center con un modelo operativo más eficiente. Los clientes de Cisco UCS han obtenido ya un gran valor del sistema, incluyendo una reducción de costes de gestión de hasta el 63 por ciento y un despliegue de nuevos servicios de aplicaciones hasta un 83 por ciento más rápido.
Diseñados con los nuevos procesadores Intel® Xeon® Scalable, los sistemas Cisco UCS M5 pueden soportar un mayor número de cargas de trabajo al estar equipados con el doble de capacidad de memoria y proporcionar hasta un 86 por ciento de mayor rendimiento frente a la generación anterior. Esto es especialmente importante para las cargas de trabajo intensivas en datos como la analítica en tiempo real y la computación “en memoria”.
La familia M5 refuerza así el liderazgo de los sistemas Cisco UCS en rendimiento de aplicaciones -con seis récords mundiales sobre una gran variedad de cargas de trabajo- y ofrece la mayor densidad de GPU en servidores blade del mercado para incrementar aún más su eficiencia.